Izquierda Unida Valladolid - Ciudad

IU propone recaudar más por viviendas de lujo y grandes empresas para poder suprimir la tasa de basuras.

El pasado 7 de octubre de 2013 se aprobaron inicialmente por el Pleno Municipal del Ayuntamiento de Valladolid las Ordenanzas Fiscales para el año 2014. Encontrándose abierto el plazo de exposición pública, el Grupo Municipal de Izquierda Unida ha presentado una propuesta que pretende  recaudar más a través del incremento de impuestos a viviendas de lujo y grandes empresas para poder suprimir la tasa de basuras. Tasa que el equipo de gobierno propone cobrar a la ciudadanía vallisoletana por segundo año consecutivo.

 

La maltrecha situación económica que atraviesan muchos hogares unida a los recortes en las políticas sociales hace que haya dificultades para afrontar los gastos de una vivienda, por lo que desde IU se considera inaceptable imponer una obligación más.  Si, pese al rechazo ciudadano, se sigue adelante con la tasa de recogida de residuos, se debe bajar al menos la cantidad correspondiente en el recibo del IBI ya que cuando en 1983 se suprimió la tasa de residuos por acuerdo plenario se incrementó la cantidad correspondiente a la misma en el recibo de la entonces Contribución Urbana.

 

Además la gestión de dicho tributo ha sido nefasta, como ha denunciado IU en el Pleno en varias ocasiones. Se entregaron liquidaciones por otra empresa que no es la contratada por el Ayuntamiento sin tener el permiso requerido; se subcontrató personal cuando lo que se permite en los pliegos es subcontratar la actividad; tanto la empresa como el Ayuntamiento instaron a la gente a ir a una oficina a recoger su recibo cuando en el contrato se estipula que se entreguen en el domicilio. Es decir, el trabajo que se encargó a una empresa a la que se va a pagar cerca de 300.000 euros ha sido realizado en parte por los ciudadanos y ciudadanas, que tienen que pagar esta tasa y abonar con dinero público el servicio que esta empresa no ha realizado correctamente. Por estos motivos Izquierda Unida solicita una vez más la retirada de la controvertida tasa de basuras.

 

Otro de los objetivos de las sugerencias realizadas por el Grupo Municipal de Izquierda Unida al texto de Ordenanzas Fiscales es aumentar la progresividad a través del Impuesto de Bienes Inmuebles. Por ello se propone en primer lugar  establecer tipos de gravamen diferenciados para los bienes de naturaleza urbana  que superen el valor catastral de 1.000.000 de euros. En el caso de inmuebles de uso comercial, de oficinas e industrial se propone la aplicación de un 1,10%. También se sugiere proceder de la misma manera con los bienes de carácter residencial que superen el valor catastral de 400.000 euros. Esta regulación se contempla de manera similar en Ordenanzas Fiscales de otras ciudades como Zaragoza.

 

En el escrito de alegaciones registrados se apuesta por recuperar el artículo 17 de las ordenanzas fiscales de 2012, para que quien  no pueda acogerse a la medida “Cuenta Tributaria” pueda seguir abonando el IBI en dos cuotas. Sobre este punto el Grupo Municipal de IU ha recibido quejas vecinales ante la imposibilidad de poder hacerlo durante este ejercicio.

 

Por último se propone añadir una Disposición Adicional que contemple la creación de un censo de viviendas que se encuentren vacías y desocupadas de manera permanente, realizado por el Ayuntamiento de Valladolid en el primer trimestre del año 2014, para establecer posteriormente un recargo del 50% de la cuota del IBI en estas viviendas. La justificación no es otra que la de aumentar la capacidad recaudatoria del Ayuntamiento e incentivar que las viviendas permanentemente desocupadas salgan al mercado de alquiler.

 

María Sánchez Esteban

 

Información adicional