Izquierda Unida Valladolid - Ciudad

IU solicita la convocatoria de una Comisión de Gobierno extraordinaria para tratar sobre el conjunto de cesiones de parcelas a entidades privadas

El Grupo Municipal de Izquierda Unida, a la vista de la solicitud del Club de la Raqueta S.L. de ocupar el dominio público de 3,5 has. del parque forestal de Las Contiendas, por 50 años, solicitará la convocatoria de una Comisión de Gobierno, Hacienda y Función Pública extraordinaria, para tratar del conjunto de cesiones de suelos públicos.

 Debe entenderse, en primer lugar, que la solicitud planteada no tiene por qué acabar materializándose en la cesión, por lo que las interpretaciones efectuadas que dan por hecho ese resultado deberían considerarse aventuradas. Y en coherencia con ello no debería avanzar la tramitación de tal manera que se llegase a un punto de desarrollo en el que fuera casi inevitable darle curso. Se trata, por tanto, de un asunto abierto, no decidido.

En segundo lugar hay que llegar a un planteamiento claro y completo sobre cómo abordar las posibles cesiones de suelos públicos, y determinar con claridad y objetividad qué condiciones se deben cumplir y qué garantías se han de ofrecer. Sobre todo teniendo en cuenta las dificultades que se han observado recientemente en ese tipo de actuaciones, de las que se ha hecho eco IU. La propuesta municipal, por ejemplo, de recuperación de oficio de la posesión de la parcela 33 del Sector 16 Los Santos-Pilarica; o los problemas que podrían derivarse de los cambios de propiedad en las empresas concesionarias del CDO Covaresa. Y acordarse de algunos recientes fiascos tan notorios como el de los Talleres del Pinar, donde se han puesto unos importantes recursos públicos en manos de una fundación que no ha cumplido con sus obligaciones comprometidas.

Para fijar ese planteamiento se pide la convocatoria de la Comisión. Pero también debería analizarse el caso concreto del complejo de pádel y tenis propuesto ahora en Las Contiendas (una superficie de 3,5 hectáreas valoradas en 1,35 millones de euros), en el que hay numerosos aspectos que discernir, aparte de la procedencia o no de la propuesta en función de los criterios que se debatan en la Comisión citada. Pues lo cierto es que en algunos de los informes municipales emitidos, como el de la propia Fundación Municipal de Deportes, se habla de aspectos negativos de la posible operación que deberían analizarse (por ejemplo, “el decremento de las demandas ciudadanas de este tipo de instalaciones” o “la relativa saturación de pistas, fundamentalmente de pádel, en el área metropolitana de Valladolid”).

Hay que analizar cómo incide en la política deportiva general de la ciudad el desequilibrio entre este tipo de centros de deporte y ocio (CDO) y de la competencia que suponen para la oferta pública deportiva, donde se recorta en el deporte escolar o de personas mayores. La cesión de suelo durante varias décadas permite rentabilizar la inversión inicial sin que el Ayuntamiento considere hacerse cargo de la gestión estos centros. Y así se vacía la oferta deportiva de la Fundación Municipal de Deportes en lugar de hacer esfuerzos por mejorar y mantener dignamente lo existente.Además hay que considerar el reequilibrio urbanístico (¿es ahí donde hay que esforzarse por crear nuevas instalaciones deportivas, en un ámbito saturado, o deberían redirigirse hacia otra zona, como la norte?). Valorar el impacto paisajístico (en el informe del Servicio de Parques se habla de un “impacto visual muy relevante en un parque que ha alcanzado una alta valoración ciudadana”, y advierte sobre el efecto en la “pradera con arbolado disperso” que se perdería). Y muy detalladamente los aspectos económicos (en el informe de la Secretaría Ejecutiva del Área de Seguridad “se considera mejorable el canon de la concesión” previsto, realmente bajísimo, de 7.500 euros anuales).

Llama, por último, la atención el papel municipal de colaborador con la iniciativa del Club de la Raqueta S.L., que no se ha limitado a informar la propuesta, sino que ha sido parte activa, indicando “correcciones de determinados aspectos de la misma”, sin que conste que se vaya a dar el mismo trato a otros posibles interesados en actuar en la misma parcela.

Manuel Saravia Madrigal

Información adicional