Izquierda Unida Valladolid - Ciudad

Izquierda Unida felicita a la ciudadanía y critica al Ayuntamiento de Valladolid en las celebraciones del Día del Voluntariado

El Grupo Municipal de Izquierda Unida, con motivo de la celebración del Día del Voluntariado, quiere felicitar al conjunto de la ciudadanía por contar con un entramado asociativo que realiza diariamente una labor encomiable, de forma altruista, para mejorar la vida de Valladolid y de los vallisoletanos y vallisoletanas. A su juicio, es fundamental que el reconocimiento a estas organizaciones no se limite a un día de celebración sino que se traduzca en una apuesta clara por facilitar por parte del Ayuntamiento, las herramientas necesarias para que la labor del voluntariado pueda desarrollarse de la mejor forma posible, lo que sin duda redundará en la mejora de la gran labor que desarrolla.

En este mismo día el Ayuntamiento de Valladolid ha manifestado su “compromiso con el voluntariado y con cualquier forma de solidaridad, con la intención de sensibilizar sobre la importancia de potenciar los valores de la solidaridad en la sociedad actual, además de reconocer la gran labor que están realizando un gran número de personas voluntarias de la ciudad en distintos ámbitos”. Pero a juicio de IU estas manifestaciones no se corresponden en absoluto con la práctica cotidiana que el Equipo de Gobierno del Partido Popular mantiene con organizaciones y ciudadanos que desarrollan tareas de voluntariado, y en tal sentido pueden considerarse hipócritas.

Hoy mismo se ha conocido un recorte histórico en las subvenciones que reciben la inmensa mayoría de las organizaciones sociales. Asociaciones juveniles, de personas mayores, de personas con discapacidad, de cooperantes, de atención a la exclusión y la pobreza o asociaciones vecinales, por poner tan solo unos ejemplos, verán reducida la partida que reciben del Ayuntamiento de Valladolid, en un 30%. Un recorte que viene a poner en jaque la imprescindible labor que realizan estas organizaciones, especialmente en estos momentos de crisis en los que su trabajo está siendo fundamental para afrontar realidades sociales que el propio Ayuntamiento de Valladolid no está atendiendo debidamente.

Es conveniente apuntar también que los recursos públicos que se destinan a las organizaciones sociales son, en opinión de IU, extraordinariamente rentables. Resulta impensable imaginar a las administraciones públicas desarrollando la enorme cantidad de acciones de máxima repercusión social con los escasos recursos de los que dispone el entramado asociativo de Valladolid.

Izquierda Unida quiere señalar también que a pesar de los bienintencionados discursos que el Ayuntamiento está realizando en el día de hoy, el propio alcalde de la ciudad hace un flaco favor al fomento y reconocimiento del voluntariado cuando, con frecuencia, realiza declaraciones en las que minimiza la importancia de la asociaciones y cuestiona su legitimidad como protagonistas activos en la vida política y social de Valladolid.

Información adicional