Jovenes de Izquierda Unida Valladolid

Jóvenes de IU, Juventudes Comunistas y el Departamento de Juventud de CCOO denuncian el despido del 90% del profesorado asociado de la UVA

Mostramos la preocupación y el descontento por el despido de 9 de cada 10 docentes asociados en la UVA. Tras el anuncio de que se recortarán 7,5 millones de euros en concepto de gasto de personal, la consecuencia será que tan sólo se contraten entre 50 y 150 profesores y profesoras asociados, en lugar de los 600 de cursos anteriores.

Según Jóvenes de IU, las juventudes del Partido Comunista de España, y el Departamento de Juventud de CCOO esta “es una consecuencia de la aplicación del Real Decreto Ley de "medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativo" que, además de la imposición de la subida de tasas del alumnado impone los recortes más duros jamás sufridos en la educación pública en este período de la mal llamada democracia”.

Para Izquierda Unida, estos despidos supondrán un empeoramiento de la calidad de la enseñanza, así como una precarización de uno de los sectores del profesorado más débiles de la Universidad, como son los asociados”. Los y las jóvenes han recordado que “aunque en la teoría la labor de este cuerpo docente sea subsidiaria de su puesto de trabajo, en realidad mucho del profesorado asociado es becario que están en prácticas o profesionales que no tienen otra vía de ingresos”.

Por último, señalaron que, respecto a otras consecuencias derivadas de la aplicación del Decreto en la UVA, “los y las estudiantes vivimos en este momento en un estado de incertidumbre, porque mientras se comienzan a saber cómo afectarán los recortes en alguno de los sectores de la Universidad, nosotros aún no sabemos cuál va a ser el precio de las matrículas este año, tras el anuncio del Ministro Wert de que era competencia de cada Comunidad Autónoma”.

Estas organizaciones ya nos habíamos posicionado en contra de la subida de tasas en la Universidad, una medida que consideramos que elitizará los estudios universitarios, pudiendo acceder a ellos sólo unos pocos e impidiéndoselo a los hijos e hijas de los trabajadores; y llamaron a la movilización de los y las estudiantes en la última huelga del sector educativo. Por ello, han recordado que “no nos vamos a quedar callados. El año que viene la lucha se va a recrudecer, dado que muchos jóvenes no se podrán pagar sus estudios, y exigimos un modelo de Universidad pública de calidad, que supere al caduco modelo que nos impone el sistema capitalista”.

Información adicional